Un impuesto a las grandes superficies

Texto íntegro de la moción presentada en el pleno del 20 de diciembre 2013. Si bien ha sido rechazada por PSOE y PP, el grupo socialista ha adquirido el compromiso de trasladar la moción a comisión informativa, con el objetivo de incorporar a la misma un punto donde quede explícito que parte de los ingresos procedentes de la recaudación del impuesto sea cedido a los ayuntamientos para políticas de apoyo al pequeño comercio.

Moción:

La Junta de Andalucía, junto a los sindicatos mayoritarios, las asociaciones del pequeño y mediano comercio y las de consumidores tienen una posición muy definida sobre la defensa del modelo comercial andaluz. Ya en la Ley de Comercio Interior de Andalucía se reconoce la importancia del tejido comercial andaluz en composición compacta y tradicional de nuestros municipios.

En nuestra Comunidad, el comercio aporta el 12% del PIB de Andalucía y casi medio millón de personas trabajan en el sector comercial andaluz; eso supone que una de cada cinco personas trabajadoras estén ocupadas en actividades comerciales. El 97% de los establecimientos comerciales corresponden a microempresas y el 99,65% del total de establecimientos comerciales son PYMEs, que es donde trabajan la inmensa mayoría de los ciudadanos y ciudadanas con empleo en el sector comercial de la comunidad autónoma andaluza.

Nuestra Comunidad Autónoma debe velar, a través de medidas proteccionistas, por el comercio que genera empleo en tiempos de crisis, por el comercio que genera economía y por el comercio que conforma nuestras ciudades y da vida a nuestro pueblos. Pequeño y mediano comercio que en Andalucía genera empleo para más de 450.000 personas, frente a los 20.000 que emplean las grandes superficies. Un formato que, a pesar de tener pérdidas, no despide en contra de los puestos que destruyen las grandes superficies aún teniendo beneficios.

Las políticas del Gobierno de Mariano Rajoy han roto el equilibrio consensuado que existía en el sector comercial en Andalucía, con medidas directas como la liberalización de horarios y de rebajas, que han sido impuestas sin consultar a los agentes socioeconómicos, respondiendo a los intereses exclusivos de las grandes superficies y vulnerando el Estatuto de Autonomía de Andalucía. No en vano, el Decreto que establece estas medidas está impugnado por la Junta de Andalucía ante el Tribunal Constitucional.

Según el Banco Central Europeo, en España, los créditos de menos de un millón de euros concedidos a PYMES tuvieron un tipo de interés (en abril de 2013) del 5,36 por ciento, frente al 2,62 por ciento de interés que tuvieron los préstamos de más de un millón de euro de las grandes empresas. Una diferencia entre ambos de 2,74 puntos en el tipo de interés, cuando la diferencia media en la zona euro es de 1,65. Además de las dificultades para acceder a la financiación, una vez que logran recursos de las entidades financieras los pequeños comercios españoles pagan mucho más que las grandes empresas.

Las grandes superficies, por su formato comercial, ubicación y actividad, producen impactos negativos que afectan a la vida colectiva, particularmente a la ordenación del territorio, al medio ambiente, a las infraestructuras públicas y al tejido y actividades de los núcleos urbanos, sin asumir los correspondientes costes económicos, sociales y ambientales.

En estos momentos, son necesarias políticas y medidas contra la crisis, centradas en restablecer el equilibrio entre formatos comerciales y en la defensa del interés general del sector. La creación de un impuesto a las grandes superficies en Andalucía es una útil herramienta anticrisis, ya que su recaudación permite financiar programas de la mejora del medio ambiente, la creación de espacios verdes de uso publico y apoyo al pequeño y mediano comercio y de fomento, mantenimiento y creación de empleo en el sector comercial.

Por todo ello, el Grupo Municipal de Izquierda Unida Los Verdes–Convocatoria por Andalucía somete a la consideración del Excmo. Ayuntamiento Pleno la siguiente:

MOCIÓN

1º El Excmo. Ayuntamiento de Dos Hermanas respaldar y promueve la iniciativa de diversas organizaciones sociales para la implantación en Andalucía de un impuesto a las grandes superficies comerciales, cuyos recursos recaudados sean destinados al pequeño y mediano comercio andaluz.

2º El Excmo. Ayuntamiento de Dos Hermanas insta a la Junta de Andalucía a aprobar este impuesto de manera urgente ante las dificultades que atraviesan los pequeños y medianos comercios en nuestros pueblos y ciudades.

3º Trasladar este acuerdo al Parlamento de Andalucía y a la Conserjería de Turismo y Comercio de la Junta de Andalucía.

Dos Hermanas, diciembre de 2013

Manuel Lay, portavoz